Interés devengado: ¿Qué es ?

Interés devengado: ¿Qué es?

Al momento de adquirir un préstamo es fundamental que tengas en cuenta los intereses que este va a generar al finalizar el periodo, esto se conoce como interés devengado. 

Para saber cómo funcionan y cómo se calculan, sigue leyendo este artículo. 

¿Qué es el interés devengado?

En pocas palabras, el interés devengado es el monto de intereses que se corresponde a un plazo temporal que ha transcurrido pero que no ha sido cubierto o pagado. 

Este interés es el que se va acumulando a medida que avanza de manera periódica (por semana, por mes o por año) y parte desde el momento del abono inicial.  

Estos tipos de interés pueden ser registrados como activos o pasivos. 

En el caso de registrarse como pasivo significa que este se corresponde con una obligación que requiere saldarse; pero si por el contrario, estos intereses forman parte de una ganancia en inversiones, entonces se registra como un activo. 

Por otro lado, los intereses devengados, poseen una característica particular y es que sirven para la proyección de la cuantía adicional, sea relacionada al interés generado por una deuda o el rendimiento que puede lograr una inversión futura. 

Ejemplo

Tomemos de ejemplo esta situación financiera: A Marta, la entidad financiera Hg le otorga un crédito de $5.000 cuyo interés es del 10% a tasa anual; este préstamo deberá saldarse en el lapso de un año. 

Pasado el período de tiempo, Marta le devolvió al banco $5.500, lo cual significa que abonó $5.000 del crédito más $500 correspondiente a los intereses, por lo que estos $500 son en concepto de interés devengado. 

¿Qué significa devengado?

El término devengado hace referencia al derecho que tiene una persona de percibir cierta cantidad de dinero.

¿Cómo se calcula el Interés devengado?

Para calcular el interés devengado debes realizar el cálculo de los días que han pasado desde la última vez que has pagado intereses. 

Es decir, si hoy es 1 de agosto y el último pago correspondiente a los intereses se hizo el 30 de abril, significa que el período de devengamiento es de 150 días. 

Ahora llegó el momento de calcular el interés que se le aplica al préstamo, los cuales se calculan en una tasa de interés anual, lo siguiente es ajustar el plazo de devengamiento que corresponda. 

Es decir, que si la tasa de interés anual es del 10% y tu período de devengamiento es de 150 días, debes calcularlo de la siguiente manera: 10 x 150/365, lo que dará como resultado una tasa de interés del 4%. 

Ahora debes multiplicar el saldo del crédito por la tasa de interés que calculamos, es decir, el 4%. Si tu saldo es de $3.000 y la tasa es del 4%, entonces los intereses devengados son de $120.

¿Qué es el gasto devengado?

El devengado es la instancia en la que se percibe un crédito como gasto y además indica el comienzo de una obligación por cumplir con terceros. 

¿Cómo se registran los gastos devengados?

Antes de registrar los gastos devengados, debes calcularlo teniendo en cuenta el devengo prorrateado a partir del gasto total y que se halla en el actual ejercicio contable.

Además debes tener en cuenta si estos intereses se calculan como pasivos o activos y ahí registrados conforme los resultados. 

¿Qué son las operaciones devengadas?

Los intereses devengados requieren que sus operaciones se registren una vez que se finalice o concrete la transacción económica que los generó, independientemente de de si este ha sido facturado o cobrado.