Licitación en México: ¿Cómo y cuáles son sus tipos?

Layout en empresas: ¿Qué es y para qué sirve?

En el ámbito comercial, la competencia es un principio fundamental porque amplía el abanico de posibilidades en el ámbito de la producción y adquisición de bienes y servicios.

Y es en estos casos, que los procesos de licitación son fundamentales para el mercado. 

Si quieres saber más sobre las licitaciones tanto públicas como privadas, te invitamos a que leas el siguiente artículo. 

¿Cuáles son los tipos de licitación?

Licitaciones privada:

Se habla de licitación privada cuando es la administración la que presenta un llamado y elige empresas en específico para la participación de la misma. 

Para que esto suceda se tienen en cuenta ciertos aspectos como si la empresa es eficiente técnicamente, su solvencia o liquidez y otras cuestiones que la ubican en un lugar de privilegio y consideración. 

Licitaciones públicas por presupuesto:

Este tipo de licitaciones no presentan limitaciones para aquellos negocios que reúnen las condiciones para participar; a su vez, las licitaciones públicas se clasifican según su presupuesto y estructura en los siguientes tipos: 

  • Federales

Son las que se realizan en dependencias estatales, federales o municipios y su cargo es cubierto totalmente por los fondos de la administración pública. 

  • Estatales

Este tipo de licitación pueden llevarse a cabo con fondos tanto estatales como federales. 

  • Municipales

Estas licitaciones se realizan bajo los mismos lineamientos que las de índole estatal, pero con un menor alcance. 

Licitaciones públicas por tratados

El Estado de México realiza tratados de tipo comercial con distintos países, y a su vez, estos se dividen en otras licitaciones como: 

• Nacionales

Este tipo de licitaciones solo admiten a empresas mexicanas cuya producción esté realizada, con un mínimo del 50%, con materiales de origen nacional; a su vez, se tienen en cuenta ciertas especificaciones establecidas por la Secretaría de Economía como mano de obra o materia prima. 

• Internacionales bajo tratado

Estas licitaciones permiten la participación de empresas nacionales e internacionales que posean un tratado de libre comercio y lineamientos de compras, con otros países. 

• Internacionales abiertas

En lo que respecta a este tipo de licitaciones, son aquellas que permiten la participación tanto de empresas nacionales como internacionales sin distinción de origen de los bienes que están en condiciones de comprar o arrendar. 

¿Cómo se lleva a cabo una licitación en México?

Una licitación en México está compuesta por los siguientes pasos: 

Convocatoria: 

Para llevar a cabo una convocatoria para licitación y según el artículo 30, deben hacerse de forma gratuita a través de portal de CompraNet (por medio de este sistema electrónico se operan todas las ventas al gobierno y se brinda la información necesaria para hacerlo). Este proceso va acompañado de una publicación en el Diario Oficial de la Federación, allí se especifica el objetivo de dicha licitación y su número correspondiente, además de las fechas de publicación y contratación. 

Reunión de aclaraciones:

En esta etapa la entidad que se encarga de la licitación más las empresas, se reúnen para aclarar las dudas que surjan además de completar la información que falta y controlar si se cumplen con todos los requisitos. 

Propuestas integradas:

Aquí se controla que la empresa licitante tenga la solvencia suficiente como para llevarla a cabo, así como si cumple con los requisitos propuestos. 

Propuestas a presentar:

Así mismo, las licitaciones se clasifican según los medios en los que se deben llevar a cabo y en los que deben ser presentadas. 

• Presenciales

De acuerdo a esto, aquellos que soliciten la licitación, deben presentar todos los documentos de manera física. 

• Electrónicas

Estas se llevan a cabo a través de CompraNet, allí se detallan todas las especificaciones necesarias a cumplir según el artículo 27 de la Ley de Adquisiciones, Arrendamientos y Servicios del Sector Público, sobre todo en cuanto a cómo se va a llevar a cabo la comunicación. 

• Mixtas

Como su nombre lo indica, esta modalidad se lleva a cabo tanto presencialmente como electrónicamente, lo cual se debe realizar con el consentimiento del solicitante e incluye todos los estadios de la solicitud de licitación.   

Evaluación técnica:

Cuando haya finalizado el proceso previo de presentación de documentos y demás, se procede a la evaluación. Esta, se dedica exclusivamente a chequear los aspectos técnicos relacionados al producto a licitar, si la empresa tiene todos sus permisos y licencias al día. 

Evaluación económica:

Aquí se evalúan los precios establecidos por el licitante y son comparados con un reconto previo para no incurrir en errores además de asegurarse que los precios sean los más convenientes dentro del mercado. 

Fallo:

Esta es la última etapa en la que se conoce el licitante que haya realizado la mejor propuesta; a su vez, se adjunta un documento con aquellas propuestas descartadas y detallar cuáles fueron los motivos de ese fallo esas razones pueden ser de índole técnica, económica o legal. 

¿Cuál es la diferencia entre licitación pública y privada?

La principal diferencia entre la licitación pública y privada es que, en la privada, solo un grupo de empresas puede participar, previo llamado del Estado a través de un concurso privado. 

¿Qué es una licitación privada en México?

La licitación privada implica un llamado privado para llevar a cabo la invitación de forma de determinadas empresas y no mediante llamado público. 

¿Qué es una licitación abierta?

La participación en una licitación de orden público resulta un beneficio para aquellas empresas que pueden aprovechar la oportunidad de crecimiento. 

Sin embargo, la Administración es la encargada de controlar los requisitos, además de verificar la solvencia de la empresa y describir a detalle cómo están compuestas las convocatorias. 

Las licitaciones públicas exigen, por su parte, estar pendientes de las mismas, ya que esto aporta mayor competitividad ante el mercado. Puedes adquirir bienes relacionados a suministros, obras o servicios que son ofrecidos a través de instituciones públicas. 

El beneficio de conseguir un acuerdo de orden público es que puedes contar con un cliente confiable y expandir tu trabajo, además, la solvencia está casi asegurada, aunque la única desventaja es que muchas veces no se respetan los cronogramas de pago. 

Por otro lado, deja de ser una necesidad estar a la espera de la fecha de pago ya que esto puede anticiparse a través de las certificaciones online o las fórmulas propuestas por la financiación en conjunto. 

¿Cuál es el proceso de las licitaciones públicas? 

Las licitaciones de orden público se desarrollan a través de un proceso de contratación al que previamente se ha accedido por una declaración pública y unilateral. En este caso, es el Estado el que se compromete a organizar la licitación con el fin de establecer un contrato para adquirir algún bien o servicio. Aquella entidad o negocio interesado deberá cumplir con ciertos requisitos que deben estar establecidos previamente y por escrito, en la convocatoria.

Estas características son las que hacen que una licitación pública tenga un carácter competitivo, debido a todas sus implicancias en cuanto a su modalidad abierta.