ROA Y ROE: ¿Qué son y para qué sirven?

Gestión de riesgos: ¿qué es y cómo funciona?

Las empresas siempre están en búsqueda de obtener mayor información, más confiable y certera de sus economías empresariales, para ello siempre se han abocado a los recursos matemáticos para el cálculo tanto de los beneficios como de los costos de las mismas.

Asimismo, las empresas necesitan inversores nuevos o recurrir a nuevas deudas para aumentar las tasas de producción o, si es necesario, para la producción de un nuevo tipo de mercancía. Para ello van a solicitar de tasas que estimen las rentabilidades tanto de ellas como empresas como de la toma de nuevos inversores o deuda para mejorar o ampliar la producción.

Con este propósito es que se han aplicado a muchas empresas los cálculos de ROE Y ROA que son cálculos operativos que utilizamos como entidad para medir en diferentes momentos y formas nuestras rentabilidades.

En este artículo veremos qué significa ROA y ROE, cómo se calculan y qué importancia tienen para las empresas saber el resultado de estos indicadores 

 ¿Qué significan las siglas roa y roe?

Las siglas ROA significan retorno sobre los activos o como se conoce en el término general de inglés return on assets, es decir las siglas corresponden a esta denominación sobre el retorno que ingresa en una entidad o empresa sobre los activos que poseen las mismas.

Las siglas ROE en diferencia hacen alusión a return on equity o traducido sería el retorno sobre el capital propio, es decir hace alusión a un concepto que se basa en el retorno que ingresan a una entidad o empresa por el capital propio que poseemos como entidad.

 ¿Qué es el roa y el roe?

ROA o el retorno sobre los activos hace referencia a un concepto el cual es un indicador financiero que se encarga de mostrar la rentabilidad que poseemos como empresa, el cual toma como base para ese mismo cálculo la totalidad de los activos que posee el ente.

Este es un indicador esencial para la correcta medición, que logre determinar las rentabilidades que obtenemos con los beneficios provenientes de nuestro ejercicio con los activos que poseemos como entidad. 

Todo este cálculo se da en un determinado período de tiempo y el retorno sobre los activos nos va a mostrar los beneficios que obtenemos como empresa en comparación con los activos que poseemos como entidad.

ROE o el retorno sobre el capital es un tipo de indicador financiero que nos va a demostrar la rentabilidad que obtenemos como inversores de una determinada empresa en un determinado periodo de tiempo. También es un indicador que nos permite medir toda la rentabilidad que obtenemos como empresa sobre los recursos propios que poseemos.

Este indicador nos muestra como futuros inversionistas las rentabilidades que podemos a llegar a obtener, en mediciones con las utilidades netas que obtenemos como ente midiendo las rentabilidades que obtenemos mediante los recursos que poseemos como entidad para el ejercicio de la misma.

Este indicador es vital para que los accionistas puedan ver las ganancias que obtienen o los futuros accionistas vean las ganancias que podrían obtener por cada 100 dólares en inversión en una determinada empresa.

¿Cómo se calcula el roe y roa?

Para calcular el ROE primero debemos tener en cuenta que debemos contar con el correcto cálculo previo de los beneficios netos que obtuvimos como empresa en un determinado periodo, también debemos tener una correcta visión y cálculo de todos aquellos fondos que poseemos como empresa.

Luego una vez que tenemos el cálculo correcto y preciso tanto de los beneficios netos que obtuvimos en ese periodo como de los fondos que poseemos como entidad, lo que debemos hacer es dividir esos beneficios netos que obtuvimos por todos los fondos propios que poseemos como empresa. 

La expresión matemática tomaría una forma similar a la siguiente:

 ROE= beneficios netos del ente/ fondos propios del ente

Para calcular en cambio la ROA lo que vamos a necesitar como cálculos previos son el correcto y completo cálculo de todos los beneficios operativos que obtuvimos como entidad en un determinado periodo dado, y la cuenta total de todos los activos que poseemos como empresa.

Una vez que contamos con el cálculo correcto tanto de los activos totales que tenemos como empresa como de todos los beneficios operativos que obtuvimos en el periodo, lo que debemos hacer es dividir esos beneficios operativos que obtuvimos por la cantidad total de activos que poseemos como empresa.

La expresión matemática tomaría una forma similar a la siguiente:

ROA: beneficios operativos del ente/ activos totales del ente

¿Qué diferencia hay entre roe y roa?

La diferencia que hay entre ROA Y ROE es que toman diferentes parámetros para medir diferentes modelos de la economía de la empresa, ahora ¿Qué sucede cuando se comparan estos y encontramos una diferencia entre ellos? Ocurre lo que se conoce como un efecto de apalancamiento.

Este efecto de apalancamiento del cual resulta de la diferencia entre ROA Y ROE es un efecto que dependiendo como se de nos indica diversas cosas, se pueden dar entonces los siguientes casos de diferencias entre ROA y ROE:

  • En el caso en que el ROE sea mayor en números que el ROA estaremos hablando que lo que sucede es un apalancamiento positivo, lo cual se traduce en que la empresa encontraría óptimas condiciones para endeudarse, tomar deuda para así conseguir mejores rentabilidades financieras. 

Este apalancamiento indica que el endeudamiento de la entidad beneficia a los propietarios de la misma para obtener mediante esta deuda mejores niveles de rentabilidad.

  • El segundo de los casos que se puede o no presentar es el caso en que el ROE y el ROA sean iguales en este caso tendremos un efecto de apalancamiento nulo, lo cual tiene como correspondiente que el total de nuestros activos es solventado mediante capital propio y que no hemos de adquirir deuda para los mismos.
  • El tercero de los casos que se puede dar es que el ROE sea menor en números que el ROA lo cual nos indicaría que tenemos un tipo de apalancamiento negativo, lo cual nos muestra que como empresa no deberiamos tomar deuda por que no nos daría mejoras en los beneficios económicos del ente.