WiMAX: ¿Qué es y cómo funciona?

WiMAX: ¿Qué es y cómo funciona?

En la actualidad, el uso cada vez mayor de distintos tipos de dispositivos inteligentes llevó a la instalación de infinidad de redes que permiten el acceso y la conexión a internet en cada punto del territorio que habitamos.

Y si bien todo empezó con los servicios convencionales de cable-módem para un ordenador (conexión ADSL), hoy en día, los sistemas inalámbricos y de WiFi se convirtieron en algo habitual y de fácil acceso para la ciudadanía.

Sin embargo, en aquellas regiones rurales o alejadas de los centros urbanos, no siempre es posible acceder a una conexión a internet, principalmente porque no llegan los servicios necesarios para estas redes que nombramos anteriormente (ADSL y WiFi).

A pesar de esto, existe una alternativa, no tan popular como la fibra óptica pero igual o quizás más eficiente: el sistema WiMAX. El cual es un servicio de comunicación mediante microondas que intentaremos describir y caracterizar a continuación.

¿Qué es WiMAX? 

Al hablar de WiMAX, nos referimos a un medio inalámbrico de transferencia de datos mediante ondas de radio. El nombre es la sigla que proviene de la expresión anglosajona Worldwide Interoperability for Microwave Access, la cual se traduce como interoperabilidad mundial para acceso por microondas.

En base a esto, se lo considera una alternativa a las conexiones cableadas, teniendo en cuenta que este tipo de tecnología permite transferir, mediante ondas de radio, todos aquellos datos recibidos a través de ondas electromagnéticas. Pudiendo calificar con estas características dentro de las líneas comunicativas denominadas de banda ancha, bucle local o tecnología de última milla, destinada a facilitar el uso de internet.

Por otro lado, el término no solo indica la tecnología con la cual se establece la conexión a internet o la transferencia de datos. En términos legales, nos encontramos bajo una patente o certificado legal específico capaz de asegurar esa interoperabilidad mundial, mediante el respaldo de los operadores WiMAX Forum, para productos fijos o móviles  que se encuentren en los mismos perfiles o certificados.

¿Cómo funciona WiMAX? 

Cuando nos referimos a las conexiones WiMAX, es inevitable caer en los tecnicismos de funcionamiento basados en los parámetros de comunicación inalámbrica IEEE 802.16, donde el servicio estándar de banda ancha trabajará bajo las frecuencias de 2.5 a 5.8 GHz.

Pero estos estándares comunicativos solo indican los medios a través de los cuales se logrará la transmisión de datos. Lo cual dependerá de una infraestructura específica que lo diferencia de otros medios inalámbricos de conexión a la red o internet.

Entonces, debemos entender que este tipo de servicio se genera a través de la conexión de distintas antenas que interactúan entre sí como emisoras y/o repetidoras de las microondas que permiten el flujo de datos en información.

Para que sea más fácil de entender, a la hora de contactar un servicio WiMAX que se encuentre en cercanía de donde necesitemos la conexión, se colocará un sistema de antenas que apuntarán entre sí para permitir la repetición de ondas radiales. Esto se dará evitando todo tipo de interferencia, ya sea de manera directa o con antenas en puntos intermedios, entre el repetidor de la empresa que brinde el servicio y el aparato receptor que estará conectado al ordenador o la red como la cual se navegará por la internet.

¿Para qué sirve WiMAX? 

Sin lugar a dudas, una conexión de tipo WiMAX sirve como alternativa a los servicios de comunicación de red cableadas o aquellos inalámbricos que no ofrecen servicios operacionales en las zonas en las cuales se encuentra quien necesita esa conexión. 

Esto se debe a que su principal característica es poseer un gran alcance de conectividad, rondando los 70 km como área de eficacia, lo cual servirá para dotar de internet a aquellas zonas poco habitadas o que se encuentren fuera de los sectores de cobertura tradicional.

Además, al ser un sistema autónomo e independiente de otros servicios, quienes lo soliciten no tendrán que contar obligatoriamente con servicios de telefonía o TV por cable (como necesitan otras conexiones a internet). Lo cual permitirá a sectores alejados de las grandes urbes, contar con un medio de conectividad seguro y de gran velocidad.

Ventajas y desventajas de WiMAX 

Cuando se habla de servicios de conectividad, respaldados en aparatos tecnológicos, siempre se podrán encontrar diferentes características que, dependiendo el contexto o los destinatarios, resultan favorables en su uso o no tan beneficiosas a la hora de su aplicabilidad o comunicación.

En este sentido, a nivel general, los servicios WiMAX poseen la ventaja de ser: 

  • Fácil de instalar, debido a su escasa necesidad de infraestructura o de aparatos a nivel doméstico.
  • Autonomía de funcionamiento, sin dependencia de otros servicios adicionales.
  • Mayor velocidad de conexión que las redes tradicionales a bajas latencias.
  • Permite la variabilidad de la velocidad de conexión según sea necesario.
  • Su poca demanda lo mantiene en precios bajos, a comparación de otros servicios.
  • Ofrece una mayor seguridad de la información gracias a sus sistemas de cifrado.
  • Permite la implementación de llamadas VoIP, gracias a su red de datos.
  • No conlleva gastos de instalación y permite conectar áreas que se encuentren a mayor distancia entre sí, comparándolo con otros servicios.

Por otro lado, al ser un servicio de principal uso en zonas rurales, presenta una serie de desventajas, entre las cuales podemos resaltar:

  • Solo es posible contratarlo en las regiones donde se encuentren previamente instaladas las antenas repetidoras de la empresa que brinde el servicio.
  • Es necesario contar con una antena WiMAX, que se debe instalar en el edificio donde se encontrará el ordenador o router receptor de la señal.
  • Posee una diferencia significativa en la velocidad de bajada y subida de datos.
  • La intensidad de la conexión disminuye proporcionalmente según la distancia a la que se encuentren los receptores de las antenas repetidoras.
  • En comparación con las fibras ópticas, cuenta con menor velocidad de navegación.
  • Es propenso a sufrir interferencias por las inclemencias climáticas u otros agentes externos que obstaculicen las señales del servicio.

Diferencias entre WiMAX y WiFi

Si bien los servicios o conexiones WiMAX suelen ser considerados como la mejor alternativa de Internet rural, muchas veces suele confundirse este sistema con aquellos satelitales o con las distintas conexiones WiFi tradicionales. Por ello, intentaremos aclarar las diferencias que existen con esta última, ya que a nivel servicios o certificaciones, posee mayor similitud.

Como primera medida, debemos aclarar qué se entiende como WiFi. Por ello, tomaremos como referencia a la Real Academia Española, quien lo define como un sistema de conexión inalámbrica, dentro de un área determinada, entre dispositivos electrónicos, y frecuentemente para acceso a internet.

Ahora bien, la diferencia más significativa tiene que ver con su área de alcance de estos servicios inalámbricos. Mientras que las conexiones WiFi permiten la conectividad de distintos dispositivos en un ámbito interno, doméstico o de corto alcance; WiMAX tiene como finalidad abastecer de conexión a internet a áreas que se encuentren alejadas entre sí o en distintos puntos geográficos.

Esto último, será un factor determinante al momento de la transferencia de datos, algo que en las conexiones WiMAX será más estable, gracias a su conexión directa entre el proveedor y un suscriptor, lo cual determinará el canal específico de transferencia y el ancho de banda a utilizar, algo que cambiará de usuario a usuario.

Por su parte, en las conexiones WiFi, con un sistema más simple y directo para usuarios finales (ordenadores, móviles, etc.), tienen la particularidad de trabajar en la misma red y canal de frecuencia con todos los dispositivos que se encuentren conectados a él. Y esto puede generar inconvenientes a la hora de transferir datos, debido a no contar con una gestión centralizada de red que evite la superposición de transmisiones.

Por último, debemos dejar en claro que estas alternativas de conectividad inalámbrica siempre estarán sujetas a la calidad y capacidad de los servicios de internet que las distintas empresas proveedoras ofrezcan. Principalmente porque estás serán las encargadas de determinar los tipos de protocolos, licencias o certificación con los cuales cada usuario podrá acceder a una conexión a internet específica, con sus correspondientes características.